Consiga un ejemplar de la segunda edición del libro "República y Guerra Civil en Monesterio"

sábado, 17 de mayo de 2008

Sobre la adquisición de la Pradera de San Isidro en 1974 por la Hermandad Sindical de Labradores.

La idea de la compra de la actual Pradera de San Isidro, junto a la antigua Venta del Culebrín, surgió de Nicolás Pérez-Carrasco Megía, Presidente de la Hermandad Sindical de Labradores y Ganaderos, tras terminar la Romería de 1974. La aglomeración de romeros junto a la Carretera Nacional provocaba una permanente situación de peligro. En esa edición de 1974 se produjeron en el día de la romería dos accidentes de tráfico que al principio se pensó que ambos tendrían resultado trágico. De esta forma, se pensó en la adquisición de la pradera para mantener la concentración de los romeros alejada de la carretera. Tras el acuerdo de adquisición, se pidió autorización para realizar el gasto de 250.000 pesetas a la Junta Económica Administrativa Provincial y a la Cámara Oficial Sindical Agraria. Adquirida la parcela, la Hermandad Sindical acordó construir la caseta de la Hermandad. El asunto de la compra fue tratada por el Cabildo Sindical reunido el 4 de septiembre de 1974, compuesto éste por el Presidente, Nicolás Pérez-Carrasco, y los vocales Eloy Hernández Sayago, Vicente Gómez González, Luis Naranjo Conejo, Francisco Gómez González, Eloy Conejo Sayago, Manuel Ledesma Carrasco, José Antonio Nogues Palacios, Lorenzo Arroyo Durán, Santiago Ambrona Bayón, Antonio Lobón González, Antonio Gallego Romero, Rufino Garrote Garrote, Francisco Bayón Granadero, Pablo Reyes Cardoso, Anastasio Garrón Pando, Manuel Granadero Matito, Manuel González Garrón, Alberto Calderón Garrón y el asesor religioso Lorenzo Pizarro Díaz.